Un viaje por India

Para mí que hay dos formas de ir por el periodismo (y por la vida). En una de ellas adoptamos el rol del cañón-nave matamarcianos del Space Invaders. Atrincherados —dos pasitos a la derecha, uno a la izquierda—, resistimos oleada tras oleada de asesinos alienígenas que, tarde o temprano, nos fusilan o aplastan.

SpaceInvaders-Gameplay

En la otra, somos un Mario que corre sin descanso sorteando obstáculos, evitando golpes y cazando al vuelo monedas mágicas y lo que pase por allí. En este loco brincar hacia quién sabe dónde lo importante no es la meta, sino moverse sin descanso.

New Super Mario Bros. 2

Rafa Gassó, periodista y fotógrafo, es un claro ejemplo de lo segundo. Este Mario de la vida ha pasado por redacciones de todo pelaje y condición, de chiscones infames a flamantes acorazados que han terminado convertidos en pateras de la cosa, víctimas del tsunami de ERES, Fogasas, recortes y ruinas varias que van devolviendo al periodismo a su condición original de oficio de mala muerte.

El equilibrista Gassó no ha nacido para esperar en una oficina a que lo sodomicen los burócratas del exterminio laboral (aunque alguna vez ha pasado por el mal trago), así que lleva tiempo saltando de rama en rama, como un mono inquieto armado de cámara y cuaderno que se pasea por Marruecos, Berlín, los campamentos de refugiados saharauis en Argelia o India, subcontinente donde acumula estancias de varios meses que le han servido para interiorizar lo que le dijo un buen día una monja que lleva décadas moviéndose por ese coloso asiático: “Si alguien te dice que conoce este país, miente”.

La humildad de esas palabras la ha aplicado Gassó al espíritu del libro que acaba de publicar, Un viaje por India, que reúne casi un centenar de sus fotos tomadas por aquellas tierras con una mirada libre, curiosa, atenta y desprovista de superioridad moral (¡y qué difícil es que todo ese equipaje personal se note en una simple imagen!)

Un viaje por India

La gente común protagoniza estas fotos, esa misma gente que, según confesiones del propio fotoperiodista (al fin y al cabo occidental) lo ha puesto a menudo contra la pared de su resistencia nerviosa por culpa de sus peculiaridades ajenas a nuestra idiosincrasia ¿racionalista?

2

El resultado del deambular y la infiltración de Gassó por y en la India es un volumen que se disfruta a golpe de sorpresa a la vuelta de cada página y que se le puede encargar (se imprime bajo demanda) escribiéndole a rafagasso@yahoo.es.

Yo ya lo hice.

Indio

4

5

3

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Fotografía, General, Periodismo, Viajes

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s