Archivo de la etiqueta: Vladimir Nabokov

“Traduttore, traditore”

“Traductor, traidor”. Un viejo proverbio italiano que se usa para señalar la imposibilidad de cualquier traducción realmente fiel.

Una muestra: el principio de Lolitala magistral novela de Vladimir Nabokov llevada al cine por Stanley Kubrick.

Aquí, el original inglés.

“Lolita, ligth of my life, fire of my loins. My sin, my soul. Lo-lee-ta: the tip of the tongue taking a trip of three steps down the palate to tap, at three, on the teeth. Lo.Lee.Ta”.

Aquí, la (buena) traducción al español, de Francesc Roca. 

“Lolita, luz de mi vida, fuego de mis entrañas. Pecado mío, alma mía. Lo-li-ta: la punta de la lengua emprende un viaje de tres pasos paladar abajo hasta apoyarse, en el tercero, en el borde de los dientes. Lo.Li.Ta”.

No es lo mismo, ¿verdad?

Lolita

Sue Lyon, la turbadora Lolita de la película rodada por Stanley Kubrick en 1962.

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo General, Novela

Habla, memoria

Si algún día sucediera lo más que improbable (que yo quisiera y supiera escribir mis memorias, que mi vida justificara el que lo hiciera y que a alguien pudieran interesarle), querría que fueran como Habla, memoria, la divertidísima, brillante y demoledoramente inteligente autobiografía de Vladimir Nabokov, que arranca con un párrafo fabuloso, anuncio de las maravillas que lo siguen.

“Nuestra cuna está situada al borde de un abismo, y el sentido común nos dice que nuestra existencia no es más que un débil estallido de luz entre dos eternidades de total oscuridad. Aunque estas dos últimas son idénticas, el hombre, normalmente, contempla el insondable abismo prenatal con mucha más calma que aquél, tan insondable como el primero, hacia el que se encamina (aproximadamente a unas cuatro mil quinientas pulsaciones por hora)”.

Deja un comentario

Archivado bajo General, Memorias

Letras con letra

Los canales de videoclips siempre me han parecido adictivos. Es empezar a ver uno y ya no tengo manera de desengancharme, especialmente si las canciones son viejas (ochenteras, a ser posible) y hay cubata a mano (copa de balón, abundante ron, Coca-Cola, generoso chorro de limón exprimido y a remover sin exagerar) y amigos con los que comentar la jugada.

Ver esos vídeos es como volver de mayor al parque de atracciones y comprobar que las antiguas montañas rusas, gigantescas y fascinantes, son de una cutrez entrañable. Además, Hoy Libro tiene excusa: son muchas las canciones que guardan relación con la literatura y en el pop y el rock abundan los pretenciosillos que quieren demostrar que leen.

Por ejemplo, Sting, que en Don’t stand so close to me cantaba sobre un profesor (él lo fue) que las pasa putas para no caer en los encantos de una chavala que debía de ser una… chica muy humana. Sting contaba que no era una experiencia real (ejem) y que se había inspirado en la Lolita de Nabokov.

No nos movemos de los ochenta (hablando en términos musicales), pero nos pasamos a Edgar Allan Poe, considerado por muchos el inventor del relato policiaco con Los crímenes de la calle Morgue y su protagonista, C. Auguste Dupin, y cultivador del relato corto fantástico y de terror, aunque las historias de Poe me asustan tanto como mi madre cuando se quitaba la zapatilla para zurrarnos de pequeños, y me parecen un coñazo. A Santiago Auserón (Radio Futura, para mí el mejor grupo español) le gustaba, o al menos su poema Annabel Lee. Atentos, el vídeo ha envejecido muy malamente, pero tiene su encanto.

Como no sólo escucho música de cuando el Guerra insultaba en los mítines, aquí va Ulysses, del último disco de Franz Ferdinand, Tonight, vendido como un “itinerario de madrugada que va de más a menos” (sic); es decir, la historia de una farra: ya se sabe que la tontuna del marketing y la prensa musicales son infinitas. La cosa es que al parecer la canción se inspira lejanamente en los penosos deambulares de Stephen Dedalus y Leopold Bloom por las calles de Dublín en el Ulises de James Joyce. La canción es pegadiza; el libro no lo sé, no me he atrevido a leerlo.

4 comentarios

Archivado bajo General

¡Trata de arrancarlo!

Los gitanos no quieren buenos principios, pero Cecil B. DeMille decía que las películas deben empezar con un terremoto y luego ir creciendo en acción. La variedad de gustos también se refleja en la literatura y, así, podemos leer arranques de todos los colores.

FUNDACIONALES: “Canta, oh diosa, la cólera del Pelida Aquiles; cólera funesta que causó infinitos males a los aqueos y precipitó al Hades muchas almas valerosas de héroes, a quienes hizo presa de perros y pasto de aves…” Ilíada, Homero

OBSESIVOS: “Lolita, luz de mi vida, fuego de mis entrañas. Pecado mío, alma mía. Lo-li-ta: la punta de la lengua emprende un viaje de tres pasos desde el borde del paladar para apoyarse, en el tercero, en el borde de los dientes. Lo.Li.Ta.” Lolita, Vladimir Nabokov

MELANCÓLICOS: “Todas las familias dichosas se parecen, y las desgraciadas lo son cada una a su manera.” Anna Karénina, Lev Tolstói

PROFÉTICOS: “Yo, señor, no soy malo, aunque no me faltarían motivos para serlo.” La familia de Pascual Duarte, Camilo José Cela

DESCONCERTANTES: “Al despertar Gregorio Samsa una mañana, tras un sueño intranquilo, encontróse en su cama convertido en un monstruoso insecto.” La metamorfosis, Franz Kafka

INFORMATIVOS: “Pues sepa vuestra merced, ante todas cosas, que a mí llaman Lázaro de Tormes, hijo de Tomé González y de Antona Pérez, naturales de Tejares, aldea de Salamanca.”Lazarillo de Tormes, Anónimo

INTRIGANTES: “El universo (que otros llaman la Biblioteca) se compone de un número indefinido, y tal vez infinito, de galerías hexagonales, con vastos pozos de ventilación en el medio, cerrado por barandas bajísimas.” La Biblioteca de Babel (Ficciones), Jorge Luis Borges

DIRECTOS: “Hay esnobs relativos y esnobs absolutos. Entiendo que son esnobs absolutos aquellas personas que son esnobs en todas partes, en compañía de cualquier persona, desde la mañana hasta la noche, desde el nacimiento hasta la tumba, dotados de esnobismo por la naturaleza. Y son esnobs relativos aquellos que lo son en ciertas relaciones y circunstancias de la vida.” El libro de los esnobs, William Thackeray

LACÓNICOS: “Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre, un tal Pedro Páramo.”Pedro Páramo, Juan Rulfo

… Y POÉTICOS:1. Al principio Dios creó el cielo y la tierra. 2. La tierra era algo informe y vacío, las tinieblas cubrían el abismo, y el soplo de Dios aleteaba sobre las aguas. 3 Entonces Dios dijo: ‘Que exista la luz’. Y la luz existió. 4 Dios vio que la luz era buena, y separó la luz de las tinieblas; 5 y llamó Día a la luz y Noche a las tinieblas. Así hubo una tarde y una mañana: éste fue el primer día.” La Biblia

Y a ti, ¿qué principios se te han quedado grabados en la memoria?

8 comentarios

Archivado bajo General